Translate

13 mayo, 2011

Cristina 2011?, a cualquier precio?-Articulo





Avanzando al punto de partida de las definiciones electorales, muchos dan por hecho que Cristina Fernandez de Kirchner, va por la reelección, por mi parte no lo veo tan claro. Los que desde la mirada especulativa, afirman y difunden múltiples interpretaciones, supuestas estrategias para permanecer en el Poder de parte de la Presidenta, no hacen más que proyectar sus propias necesidades.

Una Presidenta perversa, ambiciosa, con sed de Poder, intrigante, sin ética, puesta a conseguir sus objetivos de cualquier manera, doblegando a propios y ajenos, cuasi criminal, corrupta..., así la quieren; opositores, "aliados antropofagos", mercan chifles oportunistas, militantes avenidos al mundo sórdido de la política, cómodos irresponsables que esperan que "otros" hagan, sin asumir responsabilidades básicas.

Y por sobre todo, la oposición, muchos necesitan una Presidenta a la medida de sus necesidades, pudimos ver como la desgraciada perdida de Nestor Kirchner mostró esa orfandad, al desaparecer físicamente quien era depositario de todos los males de la República, quedaron sin rumbo, pruebas al canto esta especie de calesita opositora, donde cada día se baja alguien, estarán rezando para que se adelanten las elecciones, ya que a este ritmo se quedaran sin candidatos.

Cristina 2011 a cualquier precio?

Deconstruyamos la imagen mediatica de la Presidenta, devolvamosle integramente su condición de persona humana, desde ese espacio único, vulnerable que nos comprende a todos los ciudadanos de a pie, desde esta óptica vemos a la Mujer, política, militante, con proyectos y sueños, tal vez mandatos. Pero también a la madre, esposa.

Cristina fue Diputada Provincial, Diputada Nacional, Senadora Nacional, Presidenta de la Nación, empresaria, abogada, ¿que le faltaria para dar por concluida su vida pública, que otro cargo, que otra ambición personal?, seguramente nada.

Cristina Madre, tiene dos hijos sanos, buenas personas, acostumbrados a las distancias y a las soledades, a la autosuficiencia de quien nace en un hogar político, en el que las más de las veces es la función de los padres la que condiciona el día, día, en el que se aprende que hay una "obligación" que justifica las ausencias.

Cristina Compañera, allá lejos y hace tiempo, La Plata, el Flaco, los Compas, la carrera, las Asambleas en el bosque, el comedor de la Facu, y después sobrevivir..., el auto exilio interno, la distancia, viento, frió, sobrevivir..., y se termino la carrera de abogacia, y la primera casa, embarazo, militancia, jugar, perder, jugar perder, jugar ganar. Vamos decía el Flaco, vamos decía Cristina, sobrevivir.

Que más se le puede pedir, nada. Entregó todo, hasta el espacio al duelo, pensar que la vida es eterna, es insostenible, acaso no tiene derecho a vivir DIOS quiera, por mucho tiempo la vida de las personas de carne y hueso, se le puede negar el derecho a sus hijos de disfrutarla, de hacerla Abuela, de tener un día, día previsible, un día igual a otro. Derramar sus lágrimas, vivir la ausencia presente del Compañero, Amado, Marido, Sostén y Socio.

Por estas pocas razones, Cristina Presidenta 2011, es mi deseo, pero Cristina Ser Humano, no semi diosa, también es mi deseo.

Llego la hora de ponernos de pie, asumir cada uno el rol que nos corresponde, creo y eso espero, que podamos llegar a las elecciones con el frente interno consolidado, sin luchas fratricidas, agradeciendo el momento histórico que nos toca vivir, y que quienes hace ya varias décadas venimos militando por un Mundo Mejor, ni habíamos soñado por lo positivo, ¿seremos capaces de priorizar la Patria?.-

Para finalizar, Gracias Cristina, Gracias Nestor, por lo que aun falta, Cristina Presidenta 2011, por lo hecho, Gracias Compañeros. Seremos dignos depòsitarios de las banderas, mal o bien las llevaremos adelante, acompañaremos a los Jóvenes que quieran asumir el compromiso, con el respeto y militancia de siempre.

A los miserables, corruptos que no renuncian a sus privilegios y no dudan en cargarse el destino de la Patria, el desprecio de siempre.

Angel Fernandez Schejtman

No hay comentarios:

Publicar un comentario